¿Por qué trabajar en una startup es una excelente manera de impulsar tu carrera?

Era mediados de diciembre del 2018.

Doménica Obando acababa de llegar a Lima, Perú (nuestro país de origen) después de 3 meses en el Programa de incubación de Singularity University.

Mientras tanto, yo había estado trabajando unos meses para Winnipeg Startup Fund, uno de los fondos de capital semilla líder en Perú. 

Ambos éramos voluntarios en Startschool (ONG), y nos encontramos en uno de sus eventos. De repente, estábamos discutiendo sobre cómo Doménica planeaba lanzar su startup el siguiente mes – ese fue el comienzo de mi papel como asesor de una startup.

En octubre 2020, la startup, después de pivotar respecto de esa conversación, tuvo su primer hito importante. Talently, una aceleradora de carrera para desarrolladores de software (SD), colocó sus primeros 2 alumnos en puestos significativos con salarios de más de USD $3 mil.

Después de 10 meses de discusión, ejecución, discusión nuevamente y re-ejecución, no podría haberme sentido más orgulloso. Claro, no soy el fundador, pero como asesor de la startup, había invertido muchas horas no pagadas – sin duda, mi inversión con mejor retorno hasta la fecha, debido a las valiosas lecciones que he aprendido.

Así que era momento de escribir sobre mi primera experiencia como asesor de startups y desarrollar el caso sobre por qué deberías probarlo, ESPECIALMENTE si te graduaste de la universidad hace solo unos años, como un medio para acelerar tu carrera.

MBA Startup: Trabaja todas las áreas de negocios

Si tu día de oficina termina a las 6 pm, probablemente hayas estado buscando cursos, talleres o incluso carreras para estudiar, después del trabajo. Es posible que hayas considerado un nuevo idioma, una habilidad técnica particular o incluso un MBA, sin embargo, tienes dudas sobre qué conjunto de habilidades necesitas para llevar tu carrera al siguiente nivel.

En lugar de buscar la habilidad complementaria perfecta, ¡prueba muchas! ¿Cuál es el mejor lugar para hacer eso? En mi opinión …

Una startup.

Las opciones anteriores tienden a ser costosas (a menos que estés considerando educación en línea), tienen un enfoque limitado y, con algunas excepciones, no son prácticas en absoluto. Por otro lado, ayudar a una startup es gratuito, ofrece una visión integral de muchas áreas de negocios, y no podría ser más práctico.

En Talently, hemos enfrentado problemas que van desde el desarrollo de producto, el pricing, y la estrategia de comercialización, hasta la contratación y la decisión de pivotar la empresa. Participé en la realización de investigaciones (tanto primarias como secundarias), reuniéndome con socios potenciales y ejecutando tareas específicas.

Tu contribución variará dependiendo de cuáles son los recursos más valiosos que traigas a la mesa. Sin embargo, aprovecha esta oportunidad para aprender o fortalecer las habilidades que deseas desarrollar.

Por ejemplo, la estrategia de marketing digital de Talently, a través de comunidades de desarrolladores me permitió tener una visión más cercana sobre cómo construir una estrategia de growth efectiva y de bajo costo.

Jugar con fuego sin quemarse

Velocidad, cambio e incertidumbre son constantes al construir una startup, especialmente en los primeros años. Estos factores crean una atmósfera potente de aprendizaje, pero tienen un alto costo: una baja tasa de supervivencia.

Sin embargo, como no fundador, no incurres en este riesgo. Es por eso que creo que ser voluntario en una startup es una inversión tan buena, especialmente si eres un recién graduado y además de tu trabajo, tienes poca o ninguna responsabilidad.

Imagina ser un fundador sin costo de oportunidad. No tienes que invertir parte o la totalidad de tus ahorros personales, además de no haber dejado tu trabajo actual.

Aún así, puedes disfrutar de los beneficios de aprendizaje de enfrentar nuevos desafíos, obtener una comprensión más profunda de un mercado emergente y comprender cómo las nuevas tecnologías están dando forma a nuevas soluciones y modelos de negocio.

Okay. Asumiendo que te convencí, ahora te preguntarás …

¿Cómo trabajar en una startup (como voluntario)?

En mi propia experiencia, encontrar tu propio startup-fit es clave:

  • Voluntario: ¿Qué habilidad / recurso valioso ofreces?
  • Startup: ¿Cuál es el conjunto de habilidades de los fundadores en esa startup?
  • Visión común: ¿Lo qué están construyendo conecta con tus valores?

Definitivamente, tuve la suerte de haber conocido a las fundadores por un tiempo. Ellas sabían en qué áreas podía agregar valor y yo también sabía que podía aprender cosas nuevas trabajando con ellas.

Este puede o no ser tu caso, dependiendo de si tienes amigos lanzando una startup o si estás conectado con el ecosistema. De cualquier manera, mi sugerencia es que asistas a los eventos locales de tu ecosistema startup.

En México, Startup Weekend y Startuplinks organizan eventos abiertos con frecuencia.

En Perú, organizaciones como UTEC Ventures, Woman Makers y Wayra, con frecuencia organizan eventos abiertos.

No solo aprenderás sobre tecnología, nuevas disciplinas y tendencias, sino que tendrás la oportunidad de conectarte con fundadores que estarán agradecidos de recibir tu ayuda. En realidad, los emprendedores inteligentes buscarán asesores valiosos.

Finalmente, ten en cuenta que ser mentor o asesorar a una startup es un gran primer paso para construir una relación sólida con los fundadores, que, en caso de que estés considerando invertir en startups, te diferenciará como inversionista ángel.

Entonces dime … ¿a qué startup te gustaría ayudar?


Si te gusto este artículo, te invito a revisar la Guía Introductoria al Ecosistema Startup en Latinoamérica.

1
You May Also Like